Secs
Mins
Hours
Days
SAN SILVESTRE CÁDIZ

miércoles, 31 de diciembre de 2014

SAN SILVESTRE DE LEON 2014. BROCHE DE ORO PARA EL AÑO DE LOS RECORDS



Tras comer, ducharme, vestirme y estudiar un poco los puntos kms; a las 5:19 salía de casa corriendo rumbo a la salida de la San Silvestre de León, en busca de mi segunda participación. Fui por momentos algo rápido y con mi gorrito de papa noel, me daba corte ir así por la calle, pero había que ir así vestido, de gala, para esta gran ocasión única en el año. A las 5:34 más o menos llegaba con tiempo de sobra para situarme en la salida y esperar al disparo, hasta me dio tiempo de cruzarme con Luis Ángel y charlar brevemente, mas allá no vi a nadie conocido, éramos demasiados, 1153 y así es complicado.

A las 5:41 de forma casi puntual se daba la salida, me coloque tan retrasado como el año pasado, lo cual me perjudicaba para empezar con ritmo alegre pero igualaba las fuerzas respecto a como se dio la carrera el año pasado, en el sentido que también me marque el primer km en plan tranqui, sin prisas, sin estrés, de disfrute y como calentamiento para lo que tocaría después. Así que nada más sonar el disparo aprieto el crono y vamos andando, tardamos como 10 segundos en ponernos a correr pero una vez que corremos lo hacemos demasiado lento y tardamos también en llevar un ritmo decente. Subiendo la Calle Ancha tras bordear por el exterior la fuente de la plaza Santo Domingo, abarrotada de publico, vamos muy lentos por momentos se forma un embudo y hay que ir casi andando pero esto por suerte pasa breves segundos, yo ya voy buscando huecos, adelantando en zig-zag, con la intención clara de mejorar el crono del año pasado, esos 37:55 tenían que caer hoy, había que poner así una buena guinda al mejor año de mi vida atlética, repleto de records y con esa intención hoy estaba corriendo, estaba haciendo una San Silvestre con intención.




El primer km lo paso en 6:21, le saco 30 segundos al tiempo que invertí el año pasado en este primer km, va muy bien la cosa sobretodo teniendo en cuenta lo atascado y accidentado que ha estado este primer kilómetro, muy similar a como se dio el año pasado pero esta vez tengo una referencia que mejorar y por ello he procurado darme más prisa.

De camino al segundo km ya puedo correr bien, los atascos han quedado en la subida por la calle larga y rodear la zona de la catedral se hace casi sin problemas, con algún “buscar el hueco” pero sin problemas y además parte de este kilómetro ya es favorable así que el segundo km sale en 5:07, impresionante, voy muy fuerte pero al mismo tiempo las piernas acompañan, van conmigo, no se resisten a ese fuerte ritmo, no hay dolor, no hay molestias, no hay sufrimiento, hoy quieren correr rápido y yo también, sigo adelantando con facilidad a gente disfrazada y sin disfraz y con este entretenimiento de adelantar gente, observarla brevemente y controlar mi ritmo desatado, llego al km 3 con parcial de 5:00, uau¡¡¡,todo gordo como estoy (88,8) peso mas alto de todo este 2014, con 20 kilos que me sobran y soy capaz de moverme a 5 min por km, guau¡¡¡, y mas guau¡¡¡. 



Me concentro en la zancada, en la frecuencia, en la longitud de la misma, en los apoyos, en la fluidez, en hacerlo fácil, en respirar sin ir al limite, sin sufrir, sin forzar y así sigo adelantando gente, nadie me adelanta, muy pocos fueron los que lo hicieron durante la carrera al haber salido yo tan retrasado y así llego al km 4 en 5:05 para este km.

Desde este km 4 toca bajar por Paseo Papalaguinda, me fijo en una chica que va justo a mi ritmo, que me supera y luego yo supero, me sirve de liebre porque no acaba tampoco de dejarme atrás y así casi juntos vamos bajando, con fuerza, con zancada, aprovechando la pendiente favorable. Tras dar la vuelta casi en la plaza de toros y subir lo bajado por el mismo paseo veo que la chica va por detrás lo cual me alegra, he ganado ese pequeño pulso, no me ha dejado tirado. Hablando de pulso, por primera vez me da por mirar el pulso (tenia puesto el reloj para que me avisara cuando llevara 180 pulsaciones y no me aviso por falta de pilas) y de pronto vi 184 pulsaciones, con razón me notaba algo cascado en el sentido de ir muy fuerte aunque sin sufrir. El km 5 lo paso en 4:55 aprovechando el terreno favorable, de ligera bajada casi todo el km, pero ahora como dije antes, toca ya subir lo bajado y pese a que la chica va por detrás yo no voy sobrado de cardio y decido no forzar mas de lo que iba, simplemente sufrir un poquillo, no mucho y aguantar el tiron, la inercia del momento, llevar un ritmo fuerte pero no a tope y así voy subiendo hasta el final del paseo para luego coger un poquillo la avenida de Palencia y de ahí pillar en bajada la Avenida del Ingeniero que nos conduciría al Palacio de deportes donde estaba la meta.

Subiendo por Papalaguinda, luego yendo por la avda de Palencia y luego por la del Ingeniero, en todo este trayecto sobre todo en Palencia y el Ingeniero es donde soy adelantado por mas gente, no mucha pero si unos cuantos mas por demerito mío que he dejado de apretar, de hecho la chica que iba detrás mía me alcanza y oigo que pregunta donde esta la meta y al indicarle alguien que le queda poco se lanza por la del Ingeniero con cierta alegría, mientras paso el km 6 con parcial de 5:21, me he dejado 21 segundos, un poco por la subida y un poco por la tralla que llevo.

Logro seguir a la chica a unos 10 metros por la del Ingeniero sin problemas aunque ya no estoy para muchas alegrías, estamos bajando y eso ayuda pero no quiero forzar ya que desde el km 4 llevo promediando pulsaciones por encima de 180, así que si la tengo a tiro buscare superarla al final y si no pues no y sucede que la tía mete una marcha mas y definitivamente abre hueco e incluso la pierdo de vista. Tiene suerte porque soy mal compañero de batallas y si llego con alguien al final y lo aguanto, con frecuencia tengo muchas opciones de llevarme el gato al agua, porque tengo buena velocidad final y me gusta usarla si vale la pena. Me ha ganado, no importa, hoy lo que importaba era superar mi propia versión del año pasado, que en su día la considere muy buena; aun así sigo con buen ritmo aprovechando la bajada cuando por fin llegamos a la parte trasera del Palacio de deportes donde esta la meta, apenas quedan 100 metros y veo que otra chica me supera, no me dejo y meto caña al tema, esprinto tímidamente, la supero y levanto los brazos en plan extensivo como si hubiera ganado la carrera y es que sabia que yo me había ganado a mi mismo, al Rafael del 2013 y estaba feliz, lo había conseguido y había vuelto a lograr lo que buscaba y esperaba. Una vez mas y son varias este año ya que aquello que espero y busco sale, si es a corto plazo casi siempre sale.

Tras la carrera toco correr más en plan enfriamiento para no resfriarme, (pues llevaba solo la camiseta y el pantalón corto) y por tanto tome rumbo a casa directo corriendo que hacía mucho frío.



El parcial de los últimos 820 metros salio en 4:06, que extrapolándolo a un km da un ritmo de 5 min exactos, hasta el final empujando, buscando los cincos. El km 5 lo hice al mismo ritmo que hace un año, el km 6 en 5:21 frente los 5:12 del año pasado, pero esos últimos 800 y pico metros los hice este año unos 6 segundos mas rápidos que el año pasado (encima con la tralla acumulada de los anteriores kms) y eso que no fui a tope en estos últimos metros porque no había nada que jugarse ya. Así que queda demostrado que este año estaba más fuerte que el año pasado. Quizá he mejorado la técnica, quizá los soleos o simplemente las piernas están mas fuertes con tanto kilómetro que llevo acumulado este año pero lo cierto es que mi marca este año ha sido de 35:59, frente a los 37:55 del año pasado y eso que peso este año kilo y medio mas que el año pasado en un día como hoy y eso que en las ultimas tres semanas del año pasado acumule 173 kilómetros y en este año he completado en las ultimas 3 semanas apenas 76 kms. Se ve que con los años algo se gana, lo que sea, si no esto no se entiende.

Sumando los mejores 5 parciales me da 25:07, eso extrapolado a 10 kms daría 52:22. Teniendo en cuenta que he corrido en León, no a nivel del mar y que peso dos kilos y medio más que hace un mes cuando corrí en San Sebastian los 10 kms y que además este mes de diciembre he estado las dos primeras semanas sin hacer deporte, esos parciales con todos estos condicionantes son tan esperanzadores de cara al futuro como espectaculares, ya estoy cerca de los 90 kilos y aún puedo marcar varios kms a 5, increíble...según yo y así es, desde septiembre he ido dejándome, engordando y aún así sigo siendo capaz de ser rápido, alucinante y sorprendente, aunque tampoco quiere decir mucho, simplemente son buenas señales de buen rendimiento que hay que confirmar con menos peso. Que pasaría si entrenara mejor, si perdiera peso, si hiciera mas a menudo series, si fuera mas disciplinado???, espero saberlo en el 2015.

Al final así quedo esta bonita San Silvestre 2014:

Domingo, 28 de diciembre: 6820 metros en 35:59 a 5:16 por km, 176-187, nivel 16.

Quede el 636 de 1153, (mi dorsal era el 637, curioso, cosas del destino...) el 55.16%, de nuevo casi en la mitad. Llevo 4 carreras seguidas quedando por debajo del 60%, casualidad o no, algo indica esto, mi nivel definitivamente es otro pese a seguir sin comer bien, ni entrenar bien. Tengo que mejorar estos dos aspectos para seguir avanzando entre el pelotón pero al menos de momento ya no soy el último y hasta ando algo alejado de serlo. La última vez que llegue el último fue en la Robla el 3 de agosto del 2013, por aquella caída esprintando, esa caída me hizo daño, fue jodidilla aunque por suerte sin consecuencias, pero quien me iba a decir que esa caída y ese ultimo lugar marcaría un antes y un después, un crecimiento que de momento no tiene limite porque en el 2015 pienso dar otro salto de calidad, otra vuelta de tuerca. Aquí ni pienso ni quiero quedarme, esta versión 2.14 hay que mejorarla y eso que ha sido la mejor versión de mi vida. El 2015 volverá a ser el año de los records, que maravilla...

El día 29 había que recuperarse del esfuerzo, el día 30 no corrí porque tuve que ir al cine y hoy que podía correr para despedir el año con unos buenos 10 kms sub hora, no lo haré porque ando algo tocado de la garganta y sobretodo porque quiero dejar como ultimo entrenamiento-competición ese bonito ritmo de 5:16 que representa muy bien el nivel que mas o menos he tenido durante casi todo el año, de principio a fin, un ritmo rondando los 5 min por km, el doble de rápido que una persona andando normal, ni rápido, ni lento. De todas forma no descarto que a lo largo del día me de por hacer esos 10 kms pero pinta que este año no seguiré con la racha de despedir corriendo el año como lo hacia desde el 2011, ya veremos.

Despido el año con 89.7 kilos que tengo hoy, peso suficiente para ir pensando en quitar lastre y espero dedicarme entre otras cosas a eso en el próximo mes de enero.

Ya son cuatro San Silvestres consecutivas las que llevo, puro lujo y cada vez me van saliendo mejor, a ritmos mas vivos. Que siga la fiesta¡¡¡, feliz 2015¡¡¡.



domingo, 28 de diciembre de 2014

PREVIA SAN SILVESTRE DE LEON 2014

Antes de afrontar esta última carrera del año pude completar 3 entrenamientos más para afinar lo poco que se pudiera afinar o para no llegar mas desfondado de lo que de por si estoy por mi elevado peso.

La cosa quedo así:

Sábado, 20 de diciembre: 11.7 kms en 1h:16:23 a 6:31 por km, 149-180.

Martes, 23 de diciembre: 14 kms en 1h:25:27 a 6:06 por km, 159-178.

Viernes,  26 de diciembre: 7 kms en 39:40:40 a 5:40 por km, 155-172.

Viernes, 26 de diciembre: 6440 metros en 46:20:50 a 7:11 por km, 146-156.

Como se ve he practicado una buena variedad de ritmos y sin fajarme en exceso en ninguno de ellos.

Lo importante es que a pesar del peso sigo corriendo y manteniendo un estado de forma simplemente aceptable. Desde el verano ese estado de forma tan bueno que tuve se fue diluyendo poco a poco y llego a estos últimos días de diciembre pidiendo la hora, quizá desgastado psicológicamente o quizá con el lógico conformismo y la lógica inercia de todos los meses anteriores que fueron algunos muy buenos.

Sin records que batir ya, todo esta ya hecho y muy bien hecho, y con la complacencia del deber cumplido me tomare la San Silvestre de León de hoy, como una fiesta del disfrute, como un homenaje a este gran año 2014 en lo deportivo y ya de paso encima llego con alguna opción de bajar de los 37:55 que hice hace un año en esta misma carrera y en este mismo circuito. No será fácil, habrá que volver a lucharlo. Se podría pensar que esta a mi alcance por el buen entrenamiento del viernes 26 pero lo hice en Javea, donde estuve del día 22 al día 27 de diciembre pasando las navidades en familia y no es lo mismo correr a nivel del mar que a los 800 metros de León, a cambio correré con las voladoras y eso seguro que algo me ayuda. Tengo opciones de mejorar marca, a ver si sale.

No deja de ser curioso que pese a mi estado de forma actual tan pobre llego con alguna opción de rendir mejor que el año pasado en esta carrera, lo cual deja constancia de lo bien que he llegado a estar este año.

viernes, 19 de diciembre de 2014

FELIZ NOCHEBUENA¡¡¡, FELIZ NAVIDAD¡¡¡, FELIZ 2015¡¡¡, FELICES FIESTAS¡¡¡.



El 15 de diciembre le di continuidad al entrenamiento del 14, una vez que uno vuelve que mejor que hacerlo dos días seguidos para desperezar las piernas y el alma. Tenia previsto correr 11.7 kms pero en la ida en busca de completar la mitad del kilometraje, me dio un bajón algo físico y sobretodo anímico y se cruzo el pensamiento de que mi mujer me había hecho una escandalosamente rica lasaña, que me estaba esperando tras este entrenamiento y decidí echar pie a tierra y caminar ya dando la vuelta antes de llegar al punto previsto. Pero como hacia frío, unos 6-7 grados, no tuve más remedio que ponerme a correr otra vez con la suerte de que volví al ritmo inicial incluso algo más rápido. Al final salieron en total 8 kms a un promedio aproximado de 6:28. Nada mal volver me duche y comí esa deliciosa lasaña, buen premio para un buen esfuerzo.

El 17 volví a correr y esta vez con mas fuerza y ganas logre completar la distancia de los 11.7 kms en 1h:10:09 a 5:59 por km, pulsaciones 167-181. El día espectacular con sol y unos 9-10 grados, con manga larga pero sin nada debajo y pantalón corto, un lujazo poder correr así y tan a gusto, además las piernas respondieron mejor que hace dos días, corrí muy suelto y cómodo. Ritmo de principio a fin completamente homogéneo aunque hubiera que subir pulsaciones hacia el final a algo mas de 180 para mantenerlo, lo cual es buena señal, quiere decir que las piernas respondieron muy bien, que había ganas de correr y el corazón salio entrenado y reforzado tras tanto paron.

Ayer no corrí, no hay que forzar y hoy debería haber corrido, mi cuerpo estaba para correr, tenia ganas de correr como muy pocas veces me pasa, seguro que las piernas habrían tirado fantásticamente bien, pero aquí en León nos ha sorprendido hoy el frío y de estar con 9-10 grados hemos pasado a 1-2 grados, un frío de la leche al que el cuerpo se tiene que aclimatar, así que Blanca me dijo que no corriera hoy para evitar esa exposición tan agresiva al frío y le hice caso, más sabia que nada, hay que darse dos o tres días para aclimatarse, que si no luego llegan los catarros y resfriados y los parones por ello y bastante paro ya como para arriesgarme a mas parones. Una pena pero así es esto.

Sigo sin encontrar fuerza de voluntad para perder peso y es mas, lo sigo ganando y ya estoy en 88.5 kilos y los parones no ayudan, me hacen ganar mas peso. Estoy con 20 kilos más que los kilos que necesito para tener alguna opción de buscar esos 5 trofeos. Estoy dando una gran ventaja a la gente flaca y no se como motivarme para que deje esto de ser así y ahora encima las fiestas donde caerán mas kilos.

Vamos a ver si el 8 de enero logro estar por debajo de 90 kilos, ese debe ser el objetivo, llegar al 8 de enero con menos de 90 kilos. Que complicado es todo esto...que jodido...a ver si sale, ya os contare.

Mañana cumple mi blog 7 años, numero de la suerte, a ver si realmente me da suerte y logro encontrar el camino para perder peso y llegar a donde quiero, porque estoy más perdido que nada y el exceso de peso es mi talón de Aquiles. Con 68 kilos volaba...y ahora si tuviera esos 68 kilos volaría mas de lo que lo hacia con 20 años, porque estoy entrenando muchisisisisismo mas y he mejorado la técnica que tenia en aquella época. En fin, a ver si encuentro el camino, que estoy muy, muy, muy perdido.

Felices fiestas y Feliz año os deseo a todas y todos mis queridos y queridas lectoras y lectores, jajaja, esto de la igualdad es un jaleo, jajaja pero estoy a favor, como debe ser.

Que todos vuestros deseos se hagan realidad y que disfrutéis mucho de cada momento que os regale el 2015 y sea pa disfrutarlo, FELIZ NAVIDAD¡¡¡¡, FELIZ AÑO 2015¡¡¡,JO,JO,JO,JO, desde lo mas profundo y jondo de mi corazón, como el cante, jondo, jondo.

domingo, 14 de diciembre de 2014

5 TROFEOS, VUELTA A LOS RUEDOS



Domingo, 14 de diciembre: 6.86 kms en 43:17:30 a 6:18 por km, nivel 15.


Después de dos semanas por molestia en el pie, por pereza y por visita de cuñado volví a los ruedos. Llevaba sin entrenar desde mi buen rendimiento en los 10 kms de San Sebastian, del pasado 30 de noviembre, dos semanas exactas de paron. Estoy con peor forma pero me he sentido muy suelto corriendo y rápido para estar fuera de juego, así que espero que las dos semanas que me quedan para la San Silvestre sean suficientes para mejorar la marca de hace un año, que estando como estoy es un objetivo muy a mi alcance y muy bueno. A ver que sale, viene buen tiempo y eso ayudara a no tener pereza para salir a entrenar. Hoy ya me puse en marcha que es lo importante. Hay que poner la guinda a este gran año, vamos a rematar la faena con el esfuerzo de las dos próximas semanas.


Por otra parte, ayer contemplando la estantería que tengo enfrente, encima de la televisión, le dije a Blanca que dentro de un año tendría allí arriba 5 nuevos trofeos, el de Santas Martas que espero repetir y 4 mas, en mi categoría, porque aunque el de Santas Martas fue global no por categoría, yo ya no soy senior, ya estoy con los de 40.


Como siempre un objetivo poco realista y completamente fuera de mi alcance a día de hoy y como siempre es lo que me motiva, que le vamos a hacer, esto de los 5 trofeos es hasta mas complicado que los 36 minutos en 10 kms pero bueno, mañana comienzo a enfocarme a ello en todos los sentidos. Mi cuerpo experimentara un buen cambio, espero que mi mujer me siga reconociendo después del gran proceso de cambio físico que experimentare. Dentro de un año veremos si salio y si tengo los 5 trofeos o 3 o 4, que también vale o solo uno o ninguno, que seria lo  normal, jajaja, le sacaremos una foto, si hay alguno allí encima y por aquí la colgaremos a principios del 2016 o a finales del 2015.


Mañana comienza todo. Hay todo por hacer. Que ganas de meterme presión gratis, que tío...



jueves, 11 de diciembre de 2014

EL COMPETIDOR

Unos se toman esto de correr como un hobby, para otros es algo mas serio es casi profesional, para otros es su profesión, a la que se deben. Se levantan y se acuestan pensando en esto, debe ser duro para ellos y seguramente en muchos momentos poco o nada divertido, casi las antípodas de lo que consideraríamos un hobby  pero ellos lo eligieron así y es lo que hay.

En función de cuan serio se tome esto de correr la gente, dejara esa seriedad reflejada en las marcas que consigan. Los menos serios directamente ni llevaran reloj, no les hables ni de marcas y los mas son los semiprofesionales aunque sus marcas sean de andar por casa o profesionales que suman talento y seriedad. La seriedad no entiende de talento, se puede ser muy serio en esto y tener marcas normales, el talento es otra cosa. Los semiprofesionales pueden tener mas o menos talento, yo llamo así a la gente que pone mucho empeño a esto, son casi como profesionales del empeño, otra cosa serán las marcas que obtengan, hay un autentico abanico, eso ya será cosa del talento de nuevo.

Luego esta el competidor, que va muy unido a ser profesional o semiprofesional, pero sin ser ninguna de las dos cosas se puede ser un gran competidor, tomarse la competición muy en serio, darlo todo y además los entrenamientos hacerlos con rigor y cierta disciplina, precisamente para luego reflejarlos en la competición, para dotar de cierto sentido a la competencia, para ser muy competitivo. Cualquiera puede ser sumamente competitivo, esto ya entra en el terreno de la motivación y el querer serlo.

Desde mañana y parezco un disco rayado pero mejor eso que no tener intenciones nunca de nada, espero comenzar a dar mis primeros pasos como competidor, es decir empezar a entrenar mejor para luego plasmarlo en la competición, pensar desde que me levanto hasta que me acuesto en comer mejor, precisamente para no dar tanta ventaja como he dado hasta ahora a mi competencia y con esto iría mas o menos servido para poderme autoproclamar un competidor medianamente serio.

Vamos a ver si desde mañana retomo el camino y sigo ascendiendo entre el pelotón para por fin acercarme a los primeros. En teoría sin ninguna seriedad, sin ningún esfuerzo real, casi un poco por inercia y accidente he pasado de ser ultimo a moverme hacia delante y estar ya en la zona media del pelotón, así que si le metemos a esto seriedad, disciplina, concentración y ejercemos de semiprofesional (no por talento o marcas sino por cierta disciplina) creo que podré estar en el 2015 corriendo con los primeros, disfrutando o sufriendo, según el día, pero con los primeros.

Nunca seré un profesional de esto pero quizá si que algún día pueda decir que fui lo suficientemente competitivo para luchar codo con codo con los primeros (de mi categoría, cada uno con su edad para que las fuerzas estén equilibradas y uno se pueda comparar siempre con los suyos). Mañana 12 del 12 del 14 comenzamos¡¡¡¡, a por ellos¡¡¡, que ya esta bien que siempre sean los mismos los que se repartan el pastel.

A estas alturas hay cierta incertidumbre sobre si habrá una nueva edición de la Copa Diputación de carreras aquí en León, aun nadie se pronuncia, quizá es algo pronto, aunque el año pasado el 13 de diciembre se pusieron en marcha, a ver este año, no tengo buena vibra y quizá sea mal asunto si antes de que acabe el año nadie se pronuncia, pero vamos a esperar a ver que pasa. De salir adelante sería para mí un gran incentivo y motivación precisamente para practicar esto de luchar con los primeros y ser competitivo en esa nueva edición de la copa, que si sale adelante en el 2015, espero tener algo que decir, ya veremos.

Este año no alcanzare ya los 2000 kms, me quedare medianamente cerca, pero es una cifra que se ve bonita para llegar a ella en este 2015 que viene. Me estoy relajando algo en este mes, no he vuelto a entrenar desde los 10 kms de San Sebastian, estoy ya en 88.3 kilos, pero como digo desde mañana a coger carrerilla de nuevo y espero que sea sin parar, del tiron para arriba. La intención ahí esta, algo es algo. Mañana arrancamos de nuevo¡¡¡, a ver si cojo algo de vuelo para hacer unos buenos 6 kms y pico en la San Silvestre de León, del día 28 de este mes. Creo que tengo días para llegar con algo de forma e intentar mejorar la marca que hice el año pasado, con eso me daré por muy satisfecho y cerraría muy bien este gran 2014. Así que a por ello¡¡¡.

martes, 9 de diciembre de 2014

EL LEGADO

No, no voy a hablar de ningún libro, si no de aquello que dejamos tras pasar por este mundo, la huella que dejamos, la herencia que dejamos, lo que dejamos. Hoy me entere por desgracia, la vida con frecuencia es completamente injusta y es que esa injusticia parte de la base de que nadie es igual y todos somos únicos, especiales e irrepetibles y de esto se vale la vida para no dejar de sorprendernos, pues como digo hoy me entere que mi huella será un poco mas pequeña y tal como va el blog y viendo como ha ido en estos últimos siete años, dije 7???, no era el numero de la buena suerte???, parece que no...no parece que el blog de momento este contribuyendo a agrandar esa huella, o si quiera a hacerla aparecer, se vislumbra algo con este blog, pero no se si es una huella.

Así que desde mañana, para compensar infortunios, espero ponerme pico y pala (con lógicas dificultades y cambios de estados de animo que encontrare en el camino y con los que tendré que lidiar) para al menos con este blog dejar huella para futuras generaciones, para quien lea este blog en futuras décadas o siglos, si es que puede llegar tan lejos, jajaja, al menos espero que dure algunos años a la vista de todo el mundo. Quiero dejar huella con este blog, con muchas otras cosas me gustaría dejar huella pero vamos paso a paso y si empiezo con este blog no estaría mal. Y como dejar huella con este blog???, fácil y difícil al mismo tiempo.

Dejaría huella si voy cumpliendo las expectativas y de repente un día dejo de ser una eterna promesa para convertirme en una autentica realidad. Si un día dejo de estar corriendo los 10 kms en 50 minutos para completarlos en 36 minutos, si un día completo un maratón, si un día bato los records y alcanzo los objetivos con los que soñé en algún momento del pasado de este blog (los relativos a maratón y a media no cuentan ya que este año he descubierto que no nací para ser relativamente bueno en esas distancias, si no en todo caso en distancias que van desde los 100 metros a los 10 kms).

Si un día, y mas a mi edad, corro los 400 metros en menos de 1 minuto, si un día en el futuro corro el kilómetro en menos de 3 minutos, si un día completo los 3 kms en menos de 10 minutos o 10:30, si bajo de 17:30 en los 5 kms, esas cosas, esos objetivos alcanzados por mi dejarían huella y este blog calaría mas de lo que lo viene haciendo hasta ahora, que apenas ha calado. Ya que mi huella por desgracia en otros aspectos no será grande, espero que al menos en este aspecto deportivo simplemente se vea, grande o pequeña pero estaría muy bien que al menos se viera y esa huella finalmente formara parte de mi legado; por eso seguiré escribiendo por aquí, contando mis historias, mis kms, mis records, mis avances, mis alegrías, el tiempo que sea necesario y ese será mi legado o parte de mi legado, el que se ve o el que quiero contar y dejar escrito para futuras generaciones.

Más allá de tiempos al final se trata de lograr aquello que uno se propuso. Terminar una carrera también es legado como lo fue la primera que hice en el 2006 de 8 kms y pico, aunque llegara ultimo y a 2 minutos del penúltimo, un hombre de 80 años o la primera media que complete en 2h:37 minutos o el maratón que espero algún día completar. A ver si un día puedo llegar a decir, conseguí todo lo que me propuse o casi todo, ese seria un buen resumen del blog, un buen legado. De momento hay un camino recorrido pero aun queda mucho por hacer para sentirme completo con el resultado de este blog. Apenas he dado las primeras pinceladas, espero que lo que me depare el futuro sea muy bueno. En el 2015 seguiré haciendo camino, seguiré construyendo mi legado.

viernes, 5 de diciembre de 2014

10 KMS DE SAN SEBASTIAN. EL DISFRUTE POR DELANTE DE LA MARCA

El día 26 de noviembre por fin se desperezaban mis piernas y salía un gran entrenamiento, el más rápido por ese circuito y quedaba así:


Miércoles, 26 de noviembre: 11.7 kms en 1h:06:05 a 5:38 por km, 169-180, nivel 14.

Me sentí suelto y muy bien corriendo aunque sufriendo por momentos a nivel cardio, como algo forzado, suponía como digo record de este circuito, era una buena noticia y un buen golpe de moral de cara a la competición del domingo.

Jueves, 27 de noviembre: Tras hablar con mi entrenador, Rafa Villarroel y decirle que competía el domingo, cambio los 2*8*300 que me tocaban por 7 series de 100. Me sentí muy cómodo haciéndolas, con chispa en las piernas y saliendo algunas en 20 segundos sin correr a tope, gustándome, con buen estilo de velocista. Miguel Ángel que andaba por allí me dijo que me veía muy bien, aunque claro y esto lo digo yo, no es lo mismo 100 metros que 10000, pero las sensaciones eran muy buenas, las piernas iban muy bien, sueltas, desperezadas, con lo que pude soñar en hacer el domingo un tiempo entre 50 y 52 minutos y ese seria mi objetivo. A José Manuel le di un hachazo virtual respecto a la marca de 52:06 que hizo en Gijón el 19 de octubre pero ha seguido mejorando desde esa fecha y ya en 10 kms ronda los 50 minutos o menos, ya te pillare...jajaja, de momento se me va escapando con eso de que va perdiendo peso.

El viernes a las 3 de la tarde salimos hacia San Sebastian Blanca y yo, unas cuatro horas después, a las 7 de la tarde, llegamos allí y fuimos a un Eroski de por allí cerca a comprar la cena, para inmediatamente después cenar en el apartahotel, bien elegante y barato que era, además de estar aislados de ruidos, puro lujo. Y es que llovía y no era cuestión de hacer turismo, aunque mal no habría estado pero el cuerpo pedía descansar.

Al día siguiente nos levantamos como a las 10:30, desayunamos en la terraza privada que teníamos como si fuera un chalet, porque la única entrada a la habitación estaba en la terraza, que daba a un bonito jardín, véase en la foto.




Después  nos duchamos y nos fuimos en autobús al centro de San Sebastian, pues el hotel estaba como a 15 minutos en autobús del centro, pero mejor allí que no en el centro con ruido que impidiera descansar bien. Paseamos por el Paseo de la Concha,






Luego por el interior de San Sebastian, las calles de tiendas para terminar en la zona vieja, la de la plaza mayor, la de las calles de Pintxos, fuimos a tres o cuatro sitios. Solo bien, bien y rico, rico, comimos en uno, el resto eran Pintxos normalitos. Nos llamo la atención la poca gente que había en la calle, es cierto que estuvo lloviendo toda la mañana, con más o menos fuerza y en algún momento ni llovía, tampoco hizo viento, pero fue raro ver tan poca gente en la calle, ni en estas de los pintxos. Luego paseamos por las calles de la zona nueva, de la Catedral del Buen Pastor y a las 5:15 cogimos un bus hacia el hotel, una vez en el hotel, enseguida cogimos el coche y poco antes de las 6, tras preguntar un poquillo y tardar otro poco en aparcar llegamos a la cola que había que hacer para recoger el dorsal de mi carrera de 10 kms. Entre que solo había una cola para las tres carreras (10 kms, media y maratón) y que muchos dejamos esto para ultima hora, tuvimos que esperar media hora hasta que nos atendieron para darnos la camiseta que me la dieron M y eso que pedí L, pero decían que ya no les quedaba, una vergüenza pero bueno, mas el dorsal, chip desechable, imperdibles, caldo aneto, una bolsa de zapas pequeña, una bebida tipo sidra y un power bar. Y saliendo de la feria las fotos de rigor.



Luego fuimos a otro centro comercial, compramos la cena y para casa a eso de las 7:45 más o menos. Yo cene una palmera de chocolate, un trozo de galleta grande tipo pasta muy rica, unas galletas y todo con su leche y Nesquik, que rico. A la 1 ya estábamos dormiditos.

A las 6:50 suena la alarma, es domingo, el gran día como siempre ha llegado, toca competir. Desayuno tranquilo en el baño para no despertar a Blanca, me tomo 7 u 8 galletas con café Cappuccino, me visto, la camiseta con su dorsal que prepare la noche anterior, mallas largas para que las piernas entren rápido en calor. La noche anterior me había llevado una alegría porque vi en el tiempo que el viento seria inferior al esperado de 22 pasaba a 18 kms hora y apenas daba lluvia de 0.1, prácticamente nada cuando toda la semana se había estado anunciando lluvia y por momentos fuerte. A las 7:20 salía de la habitación y me iba al coche, tras comprobar la noche anterior que se podía aparcar en una balsa-parking que había muy cerca del estadio Anoeta. Trate de llegar por el sitio mas corto pero estaba cortado y al final tuve que bajar hasta Anoeta y volver a subir para entrar en el parking que aun no estaba muy lleno, aparque muy bien, muy tranquilo, llegue como a las 7:27 mas o menos por el rodeo que di buscando infructuosamente el camino directo pero cortado. Me puse la tirita en la nariz y con el chandal entero y una mochila con ropa de recambio me fui hacia el estadio. No llovía nada y teníamos unos 12 o 13 grados, un gran día aunque nublado pero esto contrastaba con el día anterior que había estado lloviendo casi todo el tiempo, no en plan salvaje pero que mojaba, con pequeños parones como cuando estuvimos comiendo que vino muy bien. Ahora como digo sin lluvia, puro lujo.

Una vez que llegue al estadio, tras una breve caminata desde el parking de unos 10 minutos, di una vuelta por allí, reconocí donde tenia que dejar la mochila y apenas había gente llegando. A las 7:55, de forma muy puntual llego Jose Manuel, con el que había quedado y estuvimos esperando mientras charlábamos a Raquel y Luis, que llegaron como a las 8:25. Fui a esa hora a dejar mi mochila, me quite el cortavientos y me quede con mi malla y manga corta y espere a que salieran por la puerta cero de dejar sus cosas, el trío. Jose correría la media y Luis y Raquel se estrenarían en la maratón, que valientes, hay que ser muy valiente y tenerlos muy bien puestos para enfrentarse a esa distancia a la que yo no se si le tengo miedo o respeto pero de momento lo que si le tengo es mucha pereza, hay que prepararla mucho y bien, es dura, en fin, ya llegara.

Me acompañan los tres andando hacia la salida que estaba a medio kilómetro de la puerta cero, el tiempo es algo justo pero voy vigilándolo. Yo saldré a las 8:45 y ellos a las 9, vamos charlando tranquilamente hacia la salida hasta que me percato que debo darle caña porque ya van a ser las 8:45, así que ya en la zona de los que corrían la media me despido de ellos, deseándoles mucho animo y suerte y con cierta prisa voy avanzando por la acera, detrás de las vallas, pero de repente oigo el disparo y me da canguelo porque aun no he llegado a la zona de los 10 kms, salto una valla ya que hasta que sonó el disparo como dije iba por fuera de ellas y avanzo entre la gente, mucha gente y voy pidiendo paso pensando que sigo en la zona de los que correrán la media (por suerte ya iba avanzando entre la gente de mi carrera que vino muy bien para no salir muy rezagado), hasta que de repente me doy cuenta que ya estoy con los míos porque salen corriendo todos los de a mi alrededor, menos mal...

A las 8:45 de manera puntual sale mi carrera, el primer km se trata de ir adelantando gente, hay mucha gente que va mas despacio que yo y que por tanto tengo que adelantar haciendo zig zags de vez en cuando. En este primer kilómetro casi nadie me adelanta soy yo el que no hago mas que adelantar, llevo un ritmo alegre y nada forzado porque además con tanta gente es difícil correr muy rápido aunque tampoco voy parado, voy corriendo bien, muy cómodo, somos por suerte apenas 1000 inscritos y los llegados a metas apenas 853, así que una buena carrera para ir cómodo de principio a fin. No hay lluvia y no la habría en toda la carrera, que suerte. El primer km para mi asombro por aquello de no haber podido ir lo fuerte que ese impulso inicial de cualquier carrera nos invita a ir, sale en 4:56 y 167 pulsaciones medias, voy cómodo corriendo y sigo adelantando gente llegando al km 2 en 5:05 y 174 pulsaciones. Durante estos dos primeros kms hemos ido pegados al Río Urumea hasta llegar al puente de Santa Catalina, primero de los puentes que se construyeron en San Sebastian, mientras avanzo por el mismo, contemplo al fondo con una sonrisa por la buena vista que ofrece, el puente de Zurriola, pegado al Palacio de Congresos Kursaal, esos edificios en forma de cubos, pegados al paseo marítimo del otro lado del río.

Ahora en estos primeros compases del km 2 al 3 toca ir por la Avenida de la Libertad hacia el paseo marítimo de La Concha, uno de los mas bonitos de España y así llegamos al km 3 con un parcial de 4:59 y 176 pulsaciones, se cumplen mis previsiones, estos primeros kms deberían ser así, a este ritmo por lo que pudiera pasar luego, hay que acumular segundos a favor para poder llegar antes de los 52 minutos a ser posible. A estas alturas apenas ya adelanto gente, cada uno tiene mas o menos su sitio, me fijo en un chico alto que creía que llevaba mi ritmo pero en realidad va algo mas rápido y digo esto porque poco a poco se va alejando y yo aun no he bajado ritmo pero por un rato largo fuimos a la par, en fin...mas que seguir a la gente tendré que seguir mis sensaciones.

Pasado el km 3 vamos corriendo por el paseo de la Concha contemplando el mar, puro lujo, aunque voy mas atento de mis sensaciones que del mar, pero es un lujo transitar por allí. En este km me he dado el lujo de correr bebiendo agua que nos han dado y echándome un poco por encima.

Una vez pasamos el túnel que hay debajo de los jardines del Palacio Real de Miramar, palacio donde veraneaban la Reina María Cristina y su hijo Alfonso XIII, llegamos al km 4 que hago en un tiempo de 4:59 a 178 pulsaciones, ya voy con la sensación de que la cosa no será fácil, a nivel cardio siento que me voy acercando a mi limite, por suerte de piernas y sensaciones en ellas voy sobrado, se están portando muy bien. Sigo superando gente pero ya en plan cuentagotas.

Enfilamos una avenida, Tolosa Hiribidea, tras una bajadita que se agradece aunque luego será subida pero bueno, y tras llegar al edificio posterior al NH damos la vuelta sobre la misma avenida y el hotel NH, donde curiosamente estuvimos hospedados Blanca y yo en el 2009, marca el km 5 con parcial de 4:58 y 178 pulsaciones y un total de 24:58 en estos primeros 5 kms, no esta nada mal para estar cargando con 86 kilos, casi nada...me fijo en una chica que va sola delante mío porque va a mi ritmo y luego un chico y una chica que van casi a mi lado también me sirven de buena referencia, estamos ya volviendo hacia el paseo de la concha, poco antes de volver a pasar por el túnel hay un ligero repecho que dispara mis pulsaciones y se van a 180, comienza a sonar mi reloj. Le he puesto una alarma para cuando llegue a 180 el pulso suene y ya esta sonando y es que esta vez no quería llegar a meta destrozado con el pecho cargado, con gases, con molestias como me pasa si fuerzo mas de la cuenta, lo que supone que luego paso mala noche y al día siguiente sigo tocado a nivel cardio, hay que cuidarse y esta alarma es una maravilla para ello. Así que hago caso a la alarma y bajo un poco el ritmo, la cuesta o repecho ha terminado pero a cambio tenemos viento en contra que aunque no es fuerte algo molesta y en la cuesta me cebe quizá a lo tonto mas de la cuenta, ese viento sobretodo se hace notar pasado el puente y ya en pleno paseo de la concha, empieza a dejarme atrás la chica que llevaba delante y que adelante en la cuesta para enseguida ella volver a superarme a mi y abrirme hueco poco a poco.
Tanto la cuesta, como el viento en contra, como mi alarma que me ha obligado a reducir velocidad, como el propio cansancio quedan reflejados en este parcial del km 6 que hago en 5:13 y 179 pulsaciones medias, el viento sigue molestando, pegando, estorbando y haciendo que sin darme cuenta baje ritmo, además de vez en cuando suena la alarma y le hago caso y así el parcial del km 7, ya alejándonos del paseo de la Concha, en la Calle San Martin Kalea,  sale en 5:25 y 178 pulsaciones, hay que tener en cuenta que además he bebido agua que nos han vuelto a dar y me la he vuelto a echar por encima y es que aunque esta nublado y la temperatura es de unos 13 o 14 grados, hay una alta humedad y antes de empezar estos 10 kms tenia ya algo de sed que sacie en el km 3 y en el km 7 por si acaso también bebí.

Tras el km 7 el viento deja de dar de frente y de molestar y eso lo agradece mi ritmo que vuelve a ser alegre y uniforme, no obstante la chica que llevaba delante me ha abierto hueco definitivamente y la que iba con el hombre, que parecía su liebre, también y encima empieza a adelantarme poco a poco mas gente que llega de atrás, además mi alarma salta de vez en cuando con lo que tengo que reducir ritmo o no seguir apretando tanto y de esta forma y en pleno paseo de Errondo, a la altura de la gasolinera, llego al km 8 con un parcial de 5:16 y 178 pulsaciones en 40:54, va la cosa muy bien, voy a llegar en la orquilla 50-52 minutos prevista, pero no es una prioridad la prioridad es no pasarme con el ritmo, no forzar y a ser posible disfrutar, así que sigo a lo mío bajando ritmo si suena la alarma y tirando si no, las sensaciones son buenas, no voy sufriendo y voy siendo poco a poco adelantado por gente, cada vez más gente, no importa y así llego al km 9 con un parcial de 5:08, 180 pulsaciones, gracias al empuje que sin darme cuenta doy a mis piernas para alcanzar ese hito kilométrico número 9, situado casi debajo de un puente. He de reconocer que aunque en este kilómetro no sufrí tampoco hice mucho caso a la alarma que sonó más que en los anteriores kilómetros pero era el último esfuerzo que iba a realizar y tampoco fue un esfuerzo exagerado.

Pasado el km 9 ya se ve el estadio y eso hace que se dibuje una sonrisa en mi rostro que ya no me abandonaría hasta el final y más allá. Voy sonriendo, voy disfrutando, ya no suena la alarma de mi reloj, voy cómodo, feliz, ahora si que me adelantan muchos y pienso que prisa tendrán por llegar, hay que saborear ese último km que para eso hemos pagado. Yo me lo tomo con calma y no me dejo arrastrar por los demás y sus ritmos, los deberes ya los hice en los anteriores 9 kms y ahora me he ganado en este ultimo kilómetro el derecho a sonreír, a disfrutar, a ver la cara de los espectadores, aquí hay mas que en otros puntos de la carrera, a olvidarme del crono y del tiempo, ya no importa lo que tarde, ya no. No se me va en ningún momento la sonrisa del rostro en todo ese ultimo kilómetro, incluso tras llegar a meta, seguí sonriendo, maravillado por lo vivido, por lo bonito de este estadio. Nos vuelven a dar agua en este último km y de nuevo bebo y me echo otro poco en la cabeza, siempre hay que estar hidratado.

Aplaudo a los espectadores y poco después entro al estadio, levanto los brazos, me emociono mas si cabe, me sigue adelantando gente, esprintando al lado mío, yo ni me inmuto, prefiero sentir esa ultima vuelta a la pista, correr por el tartan del estadio Anoeta, contemplar tranquilamente las gradas vacías, jajaja, el diseño bonito del estadio, los arcos previos a la llegada, la publicidad, todo lo que hay por allí; enfilo la ultima recta, levanto de nuevo los brazos, sigo sonriendo y entro en meta feliz. Misión cumplida, gran día, mucho he sacado para un estado de forma que deja mucho que desear y que esta algo alejado del que tuve en verano.